C/ Acero 22. Polígono Industrial Sur. Colmenar Viejo. Madrid

(+34) 91 845 7466 info@desigenia.com

Conseguir una mayor eficiencia energética con sistemas de energía solar

Las inversiones en energías renovables están aumentando diariamente y es que se ha demostrado que los sistemas de energía solar, además de hacer frente al cambio climático, permiten reducir el consumo eléctrico y consiguen una mayor eficiencia energética.

Pero, ¿cómo conseguir una mayor eficiencia energética con sistemas de energía solar?

eficiencia energética

La instalación de paneles solares permite captar la energía procedente del sol y utilizarla para generar electricidad. Dependiendo del tipo de instalación que se haga, se puede conseguir la energía necesaria para abastecer una vivienda, una fábrica, explotaciones agrarias o generar electricidad continua para lugares donde el tendido eléctrico es inestable o nulo.

La energía solar puede aprovecharse sola, utilizarla de manera exclusiva para las diferentes aplicaciones mencionadas, o aprovecharse conjuntamente con grupos electrógenos y baterías para conseguir un suministro energético continuo, que siga produciendo energía aún cuando la energía solar sea insuficiente.

Estas aplicaciones permiten ahorrar en el consumo energético gracias al uso del sol en horarios dónde éste irradia más calor o más luz, reduciendo así el consumo eléctrico. Si utilizamos el sol por el día y grupos electrógenos por la noche, ahorraremos electricidad.

¿Cómo se produce energía a través del sol?

El sol es una fuente de luz y calor continua, el uso de paneles solares permite captar la radiación solar y transformarla en energía. El tipo de energía que vamos a explicar es la fotovoltaica, que se puede utilizar en múltiples aplicaciones para garantizar un suministro eléctrico aún cuando los emplazamientos estén aislados y no lleguen a la red eléctrica.sistemas de energía solar

Los sistemas de energía solar fotovoltaica permite utilizar el sol como fuente de electricidad, es decir, la energía captada a través de los paneles solares se convierte en electricidad gracias a las células fotovoltaicas que reciben la energía del sol incidente produciendo hasta 140kw/h.

La energía producida por los paneles solares se puede utilizar para el consumo de un hogar. La electricidad generada por el sol pasa al conversor que la transforma en electricidad útil para abastecer los electrodomésticos y demás aparatos eléctricos que se utilicen a diario, incluyendo la carga de coches eléctricos.

Tras el consumo, esta energía puede almacenarse para futuro uso o puede verterse a la red eléctrica.

Este tipo de energía fotovoltaica permite ahorrarse costes en electricidad, disminuyendo así la factura de la luz.

Además, si acompañamos la electricidad generada con baterías de alto ciclado, podemos mantener un flujo continuo de electricidad para lugares aislados que tengan problemas de red eléctrica.

En casos dónde los cortes de red son habituales o no exista conexión a la red eléctrica, los sistemas híbridos que trabajan con baterías de alto ciclado y grupos electrógenos permiten abastecer cualquier emplazamiento en cualquier aplicación.

Garantizar el suministro de red eléctrica es primordial en aplicaciones como las antenas de telecomunicaciones, industrias que necesitan el funcionamiento continuo de su maquinaria, los hogares que utilizan electrodomésticos o coches eléctricos y tienen que cargarlos, o aplicaciones agropecuarias, como por ejemplo los sistemas de riego o la maquinaria que se utiliza en las ganaderías.